El fabuloso mundo de las palabras únicas

El fabuloso mundo de las palabras únicas

Me encanta encontrar artículos que citen palabras únicas. Palabras que sólo tienen significado en el idioma original en que fueron pensadas y que su traducción suele implicar una larga explicación. Hace poco encontré uno en el que había algunas que no conocía.

Pongo aquí unas cuantas que me llamaron la atención.

 

Ilunga: término en Tshiluba, una lengua del Congo, que habla de una persona dispuesta a perdonar cualquier abuso que se cometa en su contra una primera vez, tolerarlo en una segunda ocasión, pero nunca si se repite una tercera.

Litost: en checo, esta palabra nombra el estado espiritual tormentoso que sobreviene cuando uno se percata de su propia miseria. En alguna de sus novelas Milan Kundera habla de este sentimiento.

Mamihlapinatapai: término en Yaghan, una lengua de Tierra del Fuego, que se refiere a esa mirada intraducible, inefable, entre dos personas que comparten un mismo deseo.

Manja: el comportamiento aniñado que a veces tienen algunas mujeres con sus parejas, esos mimos edulcorados que algunos encuentran nauseabundos, tienen en esta palabra malaya su designación.

Repictorel:  noruego. Sensación de que medio cuerpo aún no se despierta.

Kotykretor: en finlandés (finés) se dice así a la sensación que se tiene mientras fumas en el exterior en un día muy frio de tener solo calientes los labios y los genitales

Uhgolecu: en un dialecto hablado en Zaire se dice de la persona que desaprovecha todas las oportunidades que le da la vida

Arigata-meiwaku: término en japonés para nombrar una situación en que una persona hizo por ti algo que no querías que hiciera, que intentaste evitar pero que, al hacerlo, terminaste debiéndole un favor y además, por convención social, incluso debiste agradecerle por lo que hizo.

Backpfeifengesicht: término en alemán para decir que un rostro necesita urgentemente un puñetazo.

Bakku-shan: término en japonés para decir que una chica está linda, pero solo hasta que la ves de frente.

Forelsket: término en noruego que expresa la euforia sentida en el primer enamoramiento.

Gigil: término en filipino que expresa el impulso de pellizcar algo que es insoportablemente tierno.

Guaxi: en la China tradicional, un “guanxi” es aquella persona que da regalos a la gente, los lleva a cenar o les hace favores, pero también es una cualidad que puede cultivarse al pedir la devolución de un favor.

Meraki: en griego moderno, hacer algo con amor y creatividad, poniendo el alma en ello.

Nunchi: palabra coreana que designa la capacidad de saber leer el estado emocional de otras personas.

Pochemuchka: término ruso para nombrar a una persona que hace muchas preguntas.

Schadenfreude: el placer, en alemán, por el dolor de otra persona.

Sgriob: en gaélico, la comezón que da en el labio superior justo después de beber un sorbo de whisky.

Tingo: en pascuense, el lenguaje de la Isla de Pascua, tomar “prestados” objetos de la casa del vecino uno a uno hasta no dejar nada.

Waldeinsamkeit: en alemán, el sentimiento de estar solo en el bosque.

Serprishu: del servo-croata, estado de un alimento que está comestible pero que no va a aguantar mucho más

Erdefrisco: húngaro medieval. Juego de normas cambiantes en función de la estación del año que se juega con una pelota, un dedal y varios palos de diversos tamaños(friscos)

Hertoluftir: letón. Tocar de forma no adecuada a una mujer confundiendola con la tuya

Atriesperil: en griego antiguo se dice de la persona que llega siempre tarde lo justo para no resultar de mala educación.

Troyrtu: dialecto senegalés. Hombre que presume constantemente del tamaño de sus genitales sin ser cierto

 



Entendemos que continuando navegando por esta web, aceptas el uso de cookies. Más info

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario, si continúas navegándola o haces clic en "Aceptar", estás dando tu consentimiento a su uso..

Cerrar